El Blog de Concursalix

Concurso de acreedores: cuándo solicitarlo y plazos para hacerlo

¿Cuándo y cuales son los plazos de un concurso de acreedores? Primero hay que tener claro que únicamente se pueden someter a concurso de acreedores las empresas que “no pueden cumplir regularmente sus obligaciones exigibles”.

Los concursos de acreedores son procedimientos legales que se dan cuando una persona, física o jurídica, se encuentra en una situación de insolvencia que le provoca no poder hacer frente a la totalidad de sus pagos. En este artículo te explicamos detalladamente las principales ventajas de un concurso de acreedores.

Tal como sabemos, al solicitar un concurso de acreedores, la empresa lo hace con la intención de llegar a un acuerdo con los acreedores para garantizar la supervivencia de su empresa.

Según la Ley Concursal 22/2003 del 9 de julio del 2003, únicamente se someterán a concurso de acreedores las empresas que “no pueden cumplir regularmente sus obligaciones exigibles”.

Para ello, el deudor tendrá que demostrar que su estado de insolvencia es “actual o inminente”. Con esto, podrá ejecutar una quita del 50% de los créditos clasificados como ordinarios.

Cuando solicitar un concurso de acreedores

Cuando hablamos de concursos de acreedores, podemos hablar de dos variables: En primer lugar, el concurso voluntario y, en segundo lugar, el concurso forzoso o necesario, que se da cuando el deudor no puede hacer frente a sus obligaciones de pago. 

Las empresas que se encuentren en una situación en la que sea imposible cumplir con sus obligaciones económicas (tributarias, salariales, Seguridad Social…), pueden solicitar un concurso de acreedores. 

Debemos saber que la Ley establece dos diferencias: la insolvencia actual y la insolvencia inminente. En la situación de insolvencia inminente, el deudor no puede cumplir con sus obligaciones puntual y regularmente. 

Plazos para solicitar el concurso de acreedores

Cuando el deudor conoce su estado de insolvencia, debe solicitar la declaración del concurso de acreedores en el plazo de dos meses. 

Antes de que termine el plazo, tiene la posibilidad de poner en conocimiento del juzgado que ha iniciado negociaciones para alcanzar el acuerdo de refinanciación, o bien para obtener las adhesiones necesarias para continuar adelante con el concurso de acreedores.

También debemos tener en cuenta que, desde el momento de presentación de la comunicación, no será posible iniciar ejecuciones judiciales o extrajudiciales de bienes o derechos que sean necesarios para la continuidad de la actividad profesional o empresarial del deudor.

Mientras dure el periodo de negociaciones, el deudor tiene el derecho a solicitar de manera expresa que dicho concurso no sea publicado en los registros pertinentes. De este modo, la situación del deudor quedaría resguardada frente a la opinión pública. Permitirá al deudor negociar su refinanciación sin el estigma social que supone incurrir en concurso de acreedores.

banner concursalix

Fases de un concurso de acreedores

 

Fase de preparación

Durante esta fase, los asesores y expertos concursales, solicitan la información y la documentación necesaria para proceder al comienzo del proceso. Tras esto, la analizan y proceden a establecer la estrategia más adecuada para cada caso, evitando daños a terceros y protegiendo los derechos de socios y administradores. 

Fase común

Una vez dictado el auto declarando el concurso de acreedores, el juez es el encargado de nombrar al Administrador Concursal.

En este momento, el Administrador Concursal toma posesión de su cargo e interviene al concursado. Los acreedores deben comunicar sus créditos y, tras esto, el Administrador Concursal presenta un informe en el que se determinan las masas activa y pasiva que hay en la empresa.

Fase de convenio

Cuando termina la fase común, el deudor y cualquiera de sus acreedores presentan las propuestas de convenio, que deben contener proposición de quita o espera, pudiendo incluir ambas en un mismo convenio

Tras esto, se convoca una junta de acreedores, que votarán por la propuesta de convenio que más les interese. En caso de que alguna propuesta de convenio obtenga la mayoría suficiente para ser aprobada, el juez aprobará el convenio y el concursado podrá continuar con su actividad y realizar los pagos acordados en el plazo aprobado.

Fase de liquidación 

A esta fase solo se llega en caso de que no se llegue a un acuerdo con la propuesta de convenio o, si ha sido aprobada y no se cumple. 

El concursado podrá solicitar que se inicie esta fase en cualquier momento ante la imposibilidad de continuar con la actividad de la empresa. El Administrador Concursal pasará de intervenir a administrar y gestionar directamente al concursado, vendiendo todos los bienes del deudor con el objetivo de pagar la máxima deuda posible, siguiendo el orden de prioridad marcado por la ley.

Fase de calificación

En la calificación del concurso se valorará la conducta del concursado, de modo que tenga la posibilidad de que se determine si en el estado de insolvencia del deudor, o en su agravamiento, ha habido una actuación negligente de los responsables de la empresa o del propio deudor persona física.

¿Cuánto dura un concurso de acreedores?

Debido a las distintas variables que puede tomar cada procedimiento, es difícil determinar cuánto dura un concurso de acreedores, ya que la duración puede extenderse más o menos, dependiendo del cauce que sigan los acontecimientos. 

A priori, una tramitación ágil permite que se llegue a la fase de resolución en poco menos de un año. Pero, tras esto, hay que esperar la liquidación o el convenio.

Cómo termina un concurso de acreedores

El concurso será calificado como fortuito o culpable, y dependerá de las circunstancias en las que haya tenido lugar. 

Cuando se analiza cada fase del concurso, se puede determinar cómo finaliza el mismo. Existen varias posibilidades: 

  • El deudor se enfrenta a los créditos mediante la liquidación
  • Se procede a los acuerdos de quita y espera, siempre que los acreedores estén de acuerdo
  • Puede ocurrir que no haya bienes que satisfagan a los acreedores
  • También se puede dar la situación de que se declare culpable o inocente al deudor. 

Si tienes cualquier duda sobre cuándo y cuales son los plazos de un concurso de acreedores , las clases de acreedores en un proceso concursal o sobre los concursos de acreedores con un solo acreedor, no dudes en contactar en un equipo experto cómo Concursalix

Banner Concursalix

Te puede interesar…

Los acreedores en los procesos concursales

Los acreedores en los procesos concursales

¿Qué es un acreedor, cuáles son las clases de acreedores, y qué es un concurso de acreedores de un solo acreedor? La figura del acreedor representa el sujeto activo de una relación jurídica de dar, hacer o no hacer, donde este tiene derecho a reclamar al otro el...