El Blog de Concursalix

¿Cuánto dura un concurso de acreedores?

¿Cuánto dura un concurso de acreedores? ¿Qué ocurre después de este proceso?¿Cómo finaliza el proceso? Desde Concursalix te resolvemos todas estas dudas.

Tal y como explicaron los expertos de Concursalix, los procesos concursales consisten en procedimientos legales con el objetivo de que una persona, física o jurídica, que haya sido considerada insolvente y no pueda hacer frente a sus deudas, disponga de una segunda oportunidad.

Gracias a esta herramienta es posible proteger a las personas físicas y empresas que carecen de la capacidad de afrontar sus deudas. Para saber más sobre los beneficios que ofrece un concurso de acreedores consulta nuestro artículo «Principales ventajas de un concurso de acreedores».

En primer lugar, cuando un trabajador por cuenta propia o empresario se declare insolvente, una de las primeras incógnitas que se les viene es cuánto tiempo dura un concurso de acreedores.

A continuación, los expertos en los procesos concursales nos explicarán la duración de estos.

¿Cuánto se tarda en solventar un concurso?

En la práctica, la duración de un concurso de acreedores puede varias bastante, dependiendo de varios factores. Es por eso por lo que es difícil calcular el tiempo de este tipo de procesos.

Los expertos de Concursalix nos aseguran que “puede alargase desde uno o dos meses a cinco años o más”.

La duración depende en gran medida del tipo de concurso de acreedores y de la carga de trabajo que tenga en ese momento el Juzgado de lo Mercantil encargado de la tramitación del proceso.

Así pues, el tiempo de los procesos concursales varía teniendo en cuenta una serie de factores:

  • Si el concurso es voluntario, instado por el propio deudor; o necesario, instado por los acreedores.
  • Si se trata de proceso concursal abreviado, o por el contrario, ordinario.
  • Se pueda negociar plazos de pago y quías con los acreedores, o bien, para liquidar.
  • Otro factor para tener en cuenta es la suficiencia o insuficiencia de masa activa para satisfacer los créditos contra la masa.

En el caso de que el proceso concursal sea voluntario, el deudor puede hacer los siguiente: 

  • Buscar la continuidad de la empresa llegando a un acuerdo con los acreedores.
  • Cerrar la actividad de la empresa definitivamente, a través de la liquidación de sus bienes y saldando las deudas con aquellos.

Factores que afectan a la duración de un concurso de acreedores

¿Qué ocurre después de este proceso?

Por norma general, tras finalizar un concurso de acreedores, el deudor será extinguido y cancelado de los registros públicos para que las deudas no pagas se consideren canceladas o condonadas. 

Sin embargo, el proceso concursal podrá reabrirse en el caso de que aparezcan nuevos bienes que puedan liquidarse. 

Es por eso por lo que, una vez terminado el concurso, las deudas de la sociedad quedarán canceladas y los acreedores no tendrán la posibilidad de cobrar su deuda, y solo podrán exigirla a los administradores si se da una acción de responsabilidad frente a estos. 

¿Cuál es el reglamente que regula el derecho concursal?

Los procesos concursales se encuentran regulados dentro de la Ley Concursal (Ley 22/2003 de 9 de julio), modificada por el Real Decreto Ley 3/2009, de 27 de marzo.

La última modificación más importante de dicho reglamento fue introducida por la Ley 9/2015. Aquí, se remodelaron conceptos relativos a las fases de los procesos concursales, concretamente a la fase de liquidación, a la calificación del concurso, al acuerdo extrajudicial y a los acuerdos de refinación.

banner concursalix

Los concursos de acreedores cuyo objetivo es el cierre y liquidación definitiva tendrán una duración más breve.

En el caso de la falta de activo, regulado en el artículo 176 bis de la Ley Concursal, se podrá acordar la conclusión del concurso en el mismo proceso de declaración de concurso, si el juez estima que el patrimonio del concursado no es suficiente para la satisfacción de los créditos contra la masa del procedimiento, y del mismo modo, no sea previsible el ejercicio de acción de reintegración, de impugnación o de responsabilidad de terceros, ni la asignación del concurso como culpable.

A su vez, en los concursos de acreedores donde existen bienes que deben ser objeto de liquidación, el procedimiento es probable que tenga una duración mayor.

Hay que destacar que, todo deudor que acabe en un procedimiento concursal debe pasar por diversas fases o etapas, las cuales suelen tener una duración extensa. En primer lugar, está la fase pre-concursal de negociaciones, donde se intenta llegar a un acuerdo de refinanciación. A continuación, la fase de declaración del concurso, también conocida como fase común, donde se realiza la declaración del concurso, la designación de la administración concursal que procederá a formar la masa pasiva -listado de créditos de acreedores- y la masa activa -bienes y derechos del deudor-.

¿Cómo finaliza el proceso?

A través de la Junta de acreedores, el Administrador concursal aprobará el Convenio en un plazo límite de 3 meses. Sin embargo, la mitad del pasivo ordinario tiene que estar de acuerdo con lo que se establezca en el Convenio. Después de la nueva evaluación, se establecerá una fecha nueva para quejas.

El plazo no deberá ser superior a los 10 meses desde que se presentó la solicitud en el caso de que no haya oposiciones. A continuación, se realizará el Plan de Liquidación, cuya duración dependerá de la venta de los activos. Para saber más sobre los plazos de un concurso de acreedores, desde Concursalix hemos preparado un artículo con todos los detalles.

Una vez saldada las deudas con la venta de activos, el proceso habrá finalizado. Aproximadamente, pasan unos 12 meses desde que se presenta el procedimiento concursal.

Por lo tanto, el concurso de acreedores finalizará una vez que se cumpla el convenio y se pague la totalidad de los créditos de cada acreedor, cuando no haya bienes para satisfacer a los acreedores o cuando renuncien a la totalidad de los acreedores.

En todo momento, será el juez quien declare la finalización del concurso.

Si tienes cualquier duda sobre ¿cuánto dura un concurso de acreedores?¿qué es? o su procedimiento, no dudes en contactar en un equipo experto cómo Concursalix

Banner Concursalix

Te puede interesar…

Los acreedores en los procesos concursales

Los acreedores en los procesos concursales

¿Qué es un acreedor, cuáles son las clases de acreedores, y qué es un concurso de acreedores de un solo acreedor? La figura del acreedor representa el sujeto activo de una relación jurídica de dar, hacer o no hacer, donde este tiene derecho a reclamar al otro el...